Alta Autoestima, Liderazgo y Éxito. Cambio Personal para ser Feliz

El Corazón de Alan

Alan y Koro

Alan y Koro

Trasplante de corazón y Alan van unidos. Alan, de 17 años, ha estado 137 días en el hospital, 75 de ellos en la Unidad de Cuidados Intensivos.

Su madre, la autora ─periodista, conferenciante y experta coach─, narra en primera persona la experiencia vivida. Pensamientos, sentimientos, emociones, positividad, desaliento, ánimo, desesperación… se entrelazan a lo largo de una narración ágil y tensa, escrita en allegro sostenuto. En el libro desnuda los detalles para mostrarlos tal cual son, sin ningún morbo, y nos transporta a un espacio donde las emociones se muestran a flor de piel.

Estremecedora historia de un camino lleno de incertidumbre, superación personal, ánimo incondicional y apoyo total. Todo ello unido a la confianza en que todo lo que se desea se puede alcanzar cuando nos encaminamos, paso a paso, hacia ello.

La lectura de este libro, escrito de forma muy bella, produce un gran impacto. Nos hace mejores personas, ser más optimistas, positivas e incluso más poderosas. Nos ayuda a apreciar la vida con todos sus detalles, así como todo lo que somos y lo que tenemos. También reaviva la ilusión y hace que deseemos coger las riendas de nuestra vida y tomar las decisiones que más nos favorezcan, acercándonos a aquello que nos hace vibrar y ayudándonos a vivir con mayor felicidad.

Libro recomendado en especial a adolescentes, jóvenes, padres, médicos, profesionales de la salud y profesionales de la educación, y a todo aquel que le guste disfrutar de una buena lectura.

 

PRONTO A LA VENTA!!!!!

Si te interesa leerlo y apoyar de alguna manera su publicación, escribe a:

ElCorazóndeAlan@gmail.com

Sobre este libro

Mi hijo Alan nació con una cardiopatía congénita. Su corazón tenía una anomalía. La noticia fue como un mazazo. Podía fallecer en unas horas. Ahí se nos quedó el corazón en un puño. Sin embargo, después de cinco operaciones, todas a vida o muerte, sigue aquí, riendo, cantando, disfrutando de la vida y nosotros disfrutando de él y con él. Hoy ya tiene 18 años y en estos más de 6.000 días de vida, ha pasado por muchas experiencias, algunas muy duras, aunque la mayor parte de ellas positivas. Y todas compartidas con su familia: su hermano Eric, su padre Fernando, y yo, Koro, su madre.

Este libro narra el tiempo que pasó desde el mensaje avisando que había un corazón para Alan, hasta el momento en el que él dejó el hospital. Es un resumen de casi cinco meses. Recorre los días vividos con un proceso profundo de adaptación y un esfuerzo tremendo de recuperación. Sobre todo para Alan, aunque también para toda la familia.

Este libro no cuenta toda la historia. No narra cada instante. No se detiene en cada uno de los 137 días hospitalarios. En él describo algunos de los momentos que hemos vivido. Y lo hago en primera persona. Han sido momentos llenos de sustos y también alegrías Han sido momentos intensos. Situaciones difíciles. Espacios de incertidumbre y de tensión. Instantes para temblar. Espacios para esforzarse y superarse… Y también momentos de ilusión y de alegría. Incluso momentos de risas, diversión e inspiración. Y sobre todo, siempre, momentos llenos de amor.

En estos intensos meses ha habido de todo. Una gran montaña rusa de emociones se ha ido construyendo a lo largo de los días. Igual que cualquier proceso hospitalario fuera de lo habitual, ha sido un recorrido que hemos vivido con un nudo en la garganta. Desconociendo cómo iba a acabar o si por el camino, esa montaña rusa se iba a desmoronar.

Este libro está hecho desde la honestidad, la bondad y la valentía. En él reconozco las bajadas emocionales, las tensiones y los miedos. También apunto las remontadas de ánimo, las ilusiones y todos pensamientos que conseguían mantenernos a flote. Reconozco los apoyos que venían desde cerca y desde lejos. Y doy gracias por el amor y el cariño que hemos sentido por parte de quienes nos han rodeado en todo momento.

En estas líneas leerás un resumen de lo que ha sido vivir consciente cada instante. De lo que ha sido sentir plenamente el presente. De lo que ha sido procesar cada pensamiento y cada emoción. Todo con el objetivo de superar este reto de forma positiva y exitosa.

 

Y como digo en el texto de los 5 objetivos que me he propuesto para este libro, “han sido 137 días en los que ha habido de todo. Días que todos los que conocemos y queremos a Alan hemos tenido «el corazón en un puño». Y aún así, cada día, simple y sencillamente porque lo hemos vivido, HA SIDO UN GRAN DÍA”.

*1 (Heartmach Institute)

 

 

Los 5 Objetivos del Libro

El primer objetivo: ayudar a otras familias que pasan por una situación traumática con alguno de sus hijos. En este libro narro la experiencia de la última hospitalización de Alan: su trasplante de corazón. Mi optimismo natural y mi profesión ha facilitado que muchas madres y padres me consulten sobre cómo pueden llevar o sobrellevar mejor las situaciones crónicas que viven sus hijos. Además, en estos más de 15 años como coach profesional he desarrollado habilidades y herramientas que también ayudan en estas circunstancias. Por eso aquí explico cómo he vivido en primera persona estos 137 días de hospitalización ─75 en UCI y 62 en planta─ con mi hijo Alan.

El segundo objetivo: apreciar la vida. Apreciar conscientemente. Apreciar las cosas pequeñas. El día a día, el aire en la cara, poder mover las manos o los pies y caminar, ver la luz del día cada mañana, poder disfrutar de una ducha o utilizar el baño cada día, beber un sorbo de agua, poder estar con quienes nos quieren, agradecer a quienes nos ayudan y nos apoyan, creer en uno mismo, celebrar cada pequeño avance hacia nuestros sueños… También valorar y apreciar el cuerpo que cada uno tiene y cuidarlo para que sea hermoso, vital y saludable y desarrollar una actitud mental positiva, una actitud optimista, ilusionante, vital…

A todos se nos olvida apreciar lo que somos o tenemos en la vida cuando las cosas van bien y sólo lo recordamos de ello cuando las cosas van mal o nos falta alguien al que queremos. Apreciar y agradecer todo lo que somos y tenemos es algo que yo quisiera recordar todos los días. Porque a mí, igual que a todos, también se me olvidan.

El tercer objetivo: ayudar a otros niños. Gran parte de los beneficios obtenidos con este libro se destinarán a la Asociación de Cardiopatías Congénitas COR Barcelona, que trabaja con niños afectados de cardiopatías congénitas. Muchos niños no pueden acceder a los cuidados, a las operaciones o a los apoyos sanitarios necesarios para vivir una vida «normal». Muchos de estos niños y jóvenes viven con bajos recursos económicos o en países donde se hace casi imposible el tratamiento que requieren. Ayudar a estos niños y a sus familias es uno de los objetivos del libro. Y recaudar lo máximo posible es un deseo importante, porque con ello se podrán salvar y mejorar la calidad de muchas vidas de niños y niñas.

El cuarto objetivo: fomentar la comprensión de estas situaciones entre los más jóvenes. Sobre todo en los centros escolares. En algunos momentos y en algunas situaciones, niños y niñas con retos de salud importantes (física, emocional o mental) sienten discriminación, rechazo, acoso, ninguneo, incomprensión… por parte de sus compañeros y la escuela. He conocido a muchas madres y a muchos niños y niñas afectados por enfermedades crónicas que, en ocasiones, se han sentido acosados por ello y se han encontrado arrinconados, señalados como bichos raros, que viven su vida educativa y social con dificultades añadidas a su precaria salud. Esta tensión hace que los niños bajen su autoestima, pierdan confianza en ellos mismos y en su futuro, y fomenta en ellos el deseo de “desaparecer” de los ámbitos educativos y sociales, en los que otros de su edad se relacionan con toda normalidad.

El quinto objetivo: concienciar sobre la necesidad de nuevas propuestas educativas que sean innovadoras, abiertas, flexibles, integradoras y empoderen a estos niños y niñas. Deseo concienciar a las autoridades y profesionales de la educación de la necesidad de nuevas adaptaciones del sistema escolar. Necesitamos programas y sistemas más acordes a los tiempos que vivimos para niños en situaciones similares a las de Alan. Necesitamos contemplar nuevas fórmulas educativas para niños con enfermedades y dolencias crónicas, sean estas de tipo físico, emocional o mental. Y no se trata de ver la situación de estos niños y jóvenes como un estorbo en el aula o fuera de ella, sino como una oportunidad de crecimiento y mejora para todos.

Se trata de encontrar nuevas estrategias para estos niños y jóvenes, que contemplen: innovación, apertura, flexibilidad, integración y empoderamiento. Para ello es imprescindible abrirse a nuevas posibilidades, entender la educación de una manera más amplia y promover fórmulas que faciliten el crecimiento y desarrollo de todos sin ningún tipo de exclusión o marginación. Porque… ¿cómo puede sentirse alguien de esta edad cuando, después de unos meses de hospitalización, es relegado al no poder seguir el curso y pierde así los lazos que había establecido con sus compañeros de clase y sus profesores?

* * * * *

 

Carácter de este libro

Este es un libro escrito con el corazón en un puño, un órgano que se activa al completo cuando nacemos y se detiene al morir. Bombea intensamente cuando algo interrumpe nuestra calma; tanto si es por temor como si es por amor. El corazón es un gran campo electromagnético, dicen que incluso 5.000 veces más intenso que el cerebro. Y aún así, lo cuidamos poco, lo escuchamos poco y apenas lo conectamos con otros corazones. Tampoco le permitimos hablar, compartir, empatizar. ayudar, entender, cooperar, decidir, soñar, pensar, imaginar… ni crecer con amor incondicional ni practicar una escucha libre de juicios, o practicar la simple, y tan complicada a la vez, alegría de vivir sintiéndonos bien.

El corazón abre puertas que la sinrazón cierra. El pulso del corazón es el pulso del Universo y de la Vida que fluye de unos a otros, hermanándonos. El corazón es de color rojo intenso, como el centro del sol, como el núcleo de la tierra, como la sangre que fluye por nuestras venas. El corazón tiende puentes allí donde hay abismos, porque no sabe de razas ni distinciones ni injusticias.

Por ello, desde este libro me dirijo a los más jóvenes y adolescentes. Desearía que pudierais entender qué supone salir de la normalidad para afrontar cualquier situación física que suponga un reto. En este caso podéis vivir a través de la lectura, lo que le sucede a un joven de 17 años que vive un trasplante de corazón, y qué supone estar encamado 137 días en un hospital.

Me dirijo a todas las familias que tienen alguno de sus miembros frecuentemente en el hospital. Desearía ofreceros algún tipo de ayuda y alivio. Incluyo a todos los profesionales y responsables del ámbito educativo, para que toméis consciencia de lo que significa tener una enfermedad que aleja a quien la sufre de la normalidad las aulas, aislando y relegando su educación…

No quiero olvidarme de las familias, organismos y profesionales que posibilitan los trasplantes, ni de los profesionales sanitarios, quienes en todo momento nos han brindado una atención profesional y personal al más alto nivel. Mi deseo es que este libro sea para ellos un pequeño homenaje.

Han sido 137 días en los que ha habido de todo. Días que todos los que conocemos y queremos a Alan hemos tenido «el corazón en un puño». Y aún así, cada día, simple y sencillamente porque lo hemos vivido, HA SIDO UN GRAN DÍA.

Muchos corazones latiendo por y para ti; muchos corazones en un puño, el tuyo, Alan. Este libro es para ti, precioso, por todo lo que nos has hecho vivir, experimentar y evolucionar.

 

PRONTO A LA VENTA!!!!!

Si te interesa leerlo y apoyar de alguna manera  su publicación, escribe a:

ElCorazóndeAlan@gmail.com

4 Comentarios

  1. Narcisa Cabrera's Gravatar Narcisa Cabrera
    05/12/2016    

    Buenos dias Koro, me gustaria ponerme en contacto contigo, mi hija es cardiopata y ha sido operada 2 veces por el equipo del Dr Abella, hay un proyecto super bonito y me gustaria contar con la historia de Alan, saludos

    • Koro Cantabrana's Gravatar Koro Cantabrana
      17/11/2017    

      Claro, cuando quieras, Narcisa!!

  2. Koro Cantabrana's Gravatar Koro Cantabrana
    09/07/2015    

    Gracias, Nadia
    Es un placer escribir para personas como tú.
    Un beso
    Koro

  3. 02/06/2015    

    Hola Koro.
    Veo cómo transmites tu energía los demás y además la he sentido muy de cerca con tu charla.
    Eres fantastica, y este video refleja el entusiamo con el que vives la vida y deseas que los demás también la vivan.
    Un fuerte abrazo

No Pings Yet

  1. DOCUMENTACIÓN. Gestión del Tiempo. Cámara de Comercio - Koro Cantabrana on 21/10/2017 at 9:15 am
  2. 13/09. ONU: Día Mundial del Retrete. 2.500 millones no tienen saneamiento decente - Koro Cantabrana on 13/09/2016 at 7:40 am

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*